Imagenología
Contact Center
Buscar

Noticias
Andes Salud

Trastorno afectivo estacional: ¿tu ánimo baja en invierno?

  19 julio, 2023

Las temperaturas frías y los días más oscuros, pueden provocar que tengamos menos ganas de hacer cosas. Sin embargo, cuando la alteración del ánimo conlleva síntomas que afectan la calidad de vida y ocurre cada año puede ser un trastorno afectivo estacional. ¿Lo has escuchado? En este artículo, te contamos más.  

El trastorno afectivo estacional (TAE) es un tipo de depresión que está relacionada con los cambios estacionales, especialmente con la llegada del invierno y la disminución de la exposición a la luz solar. 

Generalmente, sus síntomas comienzan en otoño y se mantienen en los meses de invierno, para desaparecer con la llegada de la primavera y el verano. “Los trastornos afectivos estacionales también pueden estar relacionados con el cambio de invierno a primavera, pero se presentan más frecuentemente, con el paso a los días más fríos y a la disminución de horas a la exposición solar ”, comentó Bárbara Barriga, psicóloga de Clínica Andes Salud El Loa. 

En cuanto a las causas que provocan el TAE, aún se desconocen las causas específicas que puedan explicar este Trastorno, sin embargo, es posible mencionar los siguientes factores que influyen en su aparición:

  • Reloj Biológico (Ritmos Circadianos): La disminución de exposición a la luz solar puede alterar los ritmos internos del organismo, provocando así una sensación de depresión. Este fenómeno suele darse en otoño e invierno, disminuyendo e incluso desapareciendo al llegar la primavera o el verano.
  • Niveles de Serotonina: Al igual que en el caso anterior, frente a la disminución de las horas de exposición a la luz solar, se vive una disminución de los niveles de Serotonina que son producidos naturalmente por el organismo. La Serotonina es un Neurotransmisor (sustancia química cerebral) que interviene directamente en el ánimo, en el control de las emociones, el apetito, la digestión y los ciclos de sueño. Cuando los niveles están balanceados, contamos con mejor estado anímico, mejores ciclos de sueño, una digestión más efectiva, apetito normal y una vivencia de las emociones más regulada.
  • Niveles de Melatonina: Tanto los patrones de sueño y el estado de ánimo son intervenidos por la Melatonina, por tanto, los cambios de estación, especialmente en otoño e invierno, estos niveles suelen disminuir, propiciando ciclos de sueño desregulados y estados anímicos más descendidos, conllevando a estados de ánimo más depresivos. 

Además de ello, existen diversos Factores de Riesgo que predisponen a sufrir TAE, que son: 

  • Sexo: Las mujeres son las más expuestas a vivir este Trastorno. La evidencia muestra que los hombres no están tan expuestos a sufrirlo, esto por diferencias metabólicas entre ambos sexos. Así, se estima que el 75% de la población afectada, son mujeres.
  • Edad: Por lo general, este Trastorno se presenta más en adultos jóvenes que en adultos mayores, por lo tanto, se estima que la edad de aparición suele ser entre los 20 y 30 años. Y Antecedentes familiares: Si tienes familiares consanguíneos que han atravesado por el Trastorno Afectivo Estacional, es posible que tengas mayor predisposición a vivirlo tú o alguna otra forma de depresión.
  • Antecedentes de Depresión, Trastorno Afectivo Bipolar u otro Trastorno del Ánimo: Si ya vives alguno de estos diagnósticos, es posible que la sintomatología depresiva aumenta durante los cambios de estaciones; generalmente en el paso de verano a la época invernal.
  • Latitud Geográfica: Este trastorno suele darse con mayor frecuencia en personas que viven en zonas geográficas donde la exposición a la luz solar es menor. Existen diversos estudios que indican que personas que viven en zonas con más horas de exposición a la luz solar, sufren diversos síntomas depresivos al vivir en lugares nórdicos por tiempos prolongados, esto principalmente por las condiciones climáticas que supone la época invernal; esto significan menos exposición a la luz solar y más tiempo de exposición a climas fríos y/o invernales. A modo de ejemplo, si has vivido toda tu vida en Latinoamérica, es posible que tengas síntomas de este Trastorno si comienzas a vivir en un país nórdico, donde las horas de luz solar son menos y la época invernal más prolongada.
  • Bajos Niveles de Vitamina D: La Vitamina D puede potenciar los efectos de la Serotonina. Así, la exposición a la luz solar aumenta la producción de Vitamina D y en consecuencia, de los niveles de Serotonina. Sin embargo, es posible recibir Vitamina D a través de alimentos y complementos vitamínicos para suplir la baja exposición a la luz solar.

¿Cuáles son los síntomas del trastorno afectivo estacional?

Al tratarse de un cuadro depresivo, el trastorno afectivo estacional tiene síntomas en común con otros tipos de depresión, por eso que es muy importante acudir a un especialista para determinar si lo que se está manifestando, corresponde a un TAE o a otro trastorno del ánimo, que se presentó coincidentemente en la época invernal. 

Los principales síntomas asociados a este trastorno, son: 

  • Sueño excesivo
  • Desgano y poca energía
  • Dificultad para disfrutar, especialmente situaciones que antes si generaban placer
  • Problemas de concentración
  • Tristeza y apatía 
  • Cambios en el apetito, aumentando generalmente las ganas de comer dulces y/o carbohidratos

¿Cuándo consultar con un especialista? 

“Ante la presencia de los síntomas mencionados anteriormente, si se mantienen durante más de una semana y se han experimentado por más de dos años consecutivos con la llegada del invierno, es recomendable acudir a un especialista, para realizar el diagnóstico y recomendar el tratamiento adecuado”, Bárbara Barriga, psicóloga de Clínica Andes Salud El Loa.

El tratamiento del trastorno afectivo estacional puede incluir distintas acciones terapéuticas, como la luminoterapia, método que simula la exposición a la luz del sol, la psicoterapia y el uso de medicamentos, esto último generalmente prescritos por médicos psiquiatras. 

Porque queremos estar contigo siempre para mejorar tu calidad de vida, en Andes Salud contamos con especialistas en psicología y psiquiatría, preparados para apoyarte en cada momento. ¡Agenda hoy y prioriza tu salud mental!

  Noticias Relacionadas

¿Qué es el síndrome de ovario poliquístico?

  22 febrero, 2024

Es un trastorno hormonal afecta entre el 8 a 13% de las mujeres a nivel ...

Cirugía artroscópica, una técnica efectiva para trat...

  7 febrero, 2024

Gracias a que se realiza con pequeñas incisiones y herramientas quirúrgicas de vanguardia, la cirugía ...

¿Cómo cuidarnos durante las olas de calor?

  30 enero, 2024

En lo que va del verano, ya hemos vivido fuertes olas de calor, con temperaturas ...

Asfixia por inmersión: ¿cómo actuar si ocurre?

  26 enero, 2024

Según estadísticas de la OMS, la asfixia por inmersión o ahogamientos son una de las ...

Buscar

Para estar informado